Entrenamiento - 13 Enero, 2017

Karate para mujeres: Mitos y realidades.

Scan the QR Code

Leé desde tu celular

Las mujeres, ya sea por naturaleza o por normas sociales, siempre busca actividades que la ayuden a lucir mas bella. Pero esta tendencia hace tiempo está en declive: Ahora las mujeres nos orientamos mucho mas a conseguir fortaleza, energía, seguridad y bienestar; sin dejar de lado belleza, juventud y salud.

Lentamente se van rompiendo muchos mitos que hay sobre la mujer en las artes marciales. Cada vez son mas las chicas que se animan a ponerse un Karategi (uniforme de Karate) y a lucir con orgullo su graduación. Revisemos juntos algunos mitos:

El Karate masculiniza a la mujer

Existe una idea de que ciertos ejercicios desarrollan musculatura en zonas no deseables para las chicas, lo cual es falso. No importa si una chica realiza 20 o 100 flexiones de brazos, nunca va a tener un crecimiento muscular exacerbado debido a que carece de la testosterona necesaria para ello.

Recuerdo que hubo una época en la que se creía que si se trabajaba mucho la zona abdominal de una determinada manera, las chicas perdían su cintura y su forma femenina. ¡Qué errados estaban! Nada mas distante de la realidad.

En cuanto a los gestos corporales podemos destacar que la práctica de Kata (el corazón de Karate) requiere de un sentido estético y artístico, razones por las que las mujeres suelen ser muy buenas al lado de sus compañeros varones.

El dojo es un ámbito muy violento y rudo

Debido a que es una actividad con contacto, hay una idea de que en el dojo reina la violencia entre sus practicantes. En realidad una práctica de combate es todo lo contrario, se apunta a eliminar cualquier deseo de daño entre los practicantes ya que desvirtúa el espíritu de práctica, promueve el exceso de contacto, las lesiones y la falta de concentración.

Se aprende a usar la agresión (un componente innato del ser humano) para dominar situaciones de violencia (ataques de ira, deseos de dañar al otro), pero siempre en un ámbito de cordialidad y respeto.

No quiero tener moretones en brazos y piernas

Hay ejercicios que pueden producir moretones y este elemento varía de persona a persona. Cada biología es única y lo cierto es que hay personas con vasos sanguíneos mas o menos frágiles, independientemente de si son hombres o mujeres.

Estos ejercicios poseen la intensidad que los practicantes deseen dar, y si un estudiante no desea realizarlos (por alguna lesión, por cansancio, por evitar un moretón, o lo que fuera), está en su pleno derecho de utilizar ese momento para practicar otro ejercicio.

Lo cierto es que la práctica de cualquier actividad que ayude a mejorar el estado físico, elevará nuestro nivel de salud y con ello se fortalece todo el organismo en general. De este modo se mejora la resistencia a que salgan moretones con golpes muy leves.

Me gusta el Karate, pero no me gusta un ejercicio en particular y no lo quiero hacer

En Karate se promueve el respeto, y éste debe ir en dos direcciones. El alumno respeta al maestro, y por supuesto que el maestro debe respetar al alumno!!! Forzar a estudiante a hacer algo que no desea, es una falta de respeto.

En nuestro dojo se respeta a cada individuo entendiendo que posee diferentes necesidades y capacidades.

No me gusta la idea de hacer un ejercicio con contacto físico con un hombre desconocido

Hemos tenido muchas alumnas con esta condición. A algunas les da vergüenza ponerse una calza en un gimnasio con hombres, otras tienen malos recuerdos cuando un hombre realiza el gesto de golpear, y otro grupo simplemente siente incomodidad al ser tocada para modificar una posición corporal.

Por eso creamos el espacio de práctica sólo para mujeres. La instructora es mujer y el grupo está cerrado sólo para mujeres. El dojo está ubicado en la planta alta del club y disponemos de privacidad para llevar adelante las clases.

Por supuesto que nos gusta promover la práctica mixta, ya que consideramos que entrenar tanto con hombres como con mujeres aumenta nuestra práctica del arte. En nuestro dojo trabajamos intensamente con el objetivo de lograr camaradería y respeto entre los practicantes; sin importar su edad, género, o conocimientos técnicos de las artes marciales.

Ya no tengo edad para andar haciendo esas cosas…

Afortunadamente hay muchos grupos de personas de mas de 60 años que están dando un ejemplo para que todos los demás humildemente aceptemos que las únicas limitaciones son las que nosotros mismos nos imponemos.

Aquí les dejamos una nota explicando como funciona el organismo para aprender nuevas habilidades en el adulto.

¿Cuál es la edad límite para aprender Karate?

Y les regalamos la imagen de esta guerrera que a sus 75 años se graduó de 4° Dan de Uechi Ryu.

¿Cómo es el cronograma de clases?

Durante febrero y marzo estaremos los martes y jueves de 20.30 a 21.30hs con el turno exclusivo para mujeres. Las inscriptas tienen pase libre para asistir a la clase de adultos mixta (miércoles y viernes de 20 a 21.30hs) o a alguna de las clases de infantiles avanzados previa coordinación.

También disponemos de clases privadas que tienen por finalidad ayudar al estudiante a que tenga elementos para dar sus primeros pasos en Karate y Defensa Personal.

Una Respuesta a “Karate para mujeres: Mitos y realidades.”

Dejar una Respuesta